Amanecer en el Gran Cañón del Colorado

Un mágico amanecer en el Gran Cañón del Colorado

Solamente recordar el nombre del Gran Cañón nos suele provocar pensamientos sobre libertad, majestuosidad y el poder de la naturaleza.  Yo diría que fácilmente este es uno de esos grandes monumentos naturales de los Estados Unidos que todo niño, estadounidense o no, conoce de su existencia a temprana edad.  No es de extrañar, pues las dimensiones de este colosal cañón nos han asombrado desde que por primera vez un humano posó su vista sobre sus profundos surcos.

A las 4:45 de la mañana de un día de mayo, como muchos otros antes de mí, yo me encontraba a punto de descubrir la sobrecogedora imagen del amanecer en el Gran Cañón.  Se suponía que el sol saldría a las 5:15, por lo que mis amigos y yo nos habíamos levantado con mucho pesar a las 3:45 para asegurarnos de no perdernos este espectáculo.  Minutos antes de que el astro rey se asomase por el otro extremo del Cañón, ya era impresionante ver este paraje, en medio de la penumbra de la madrugada. Cuando finalmente se empezó a ver el sol, la vista fue magnífica, y ahí estamos todos disfrutando de ella, tomándonos fotos y haciendo tonterías.  La agradable luz matutina bañaba las paredes del Cañón, dándoles ese suave color anaranjado que tanto bien le hace a las fotos. Y conforme el sol subía, más detalles se notaban de esas intrincadas hendiduras que recorren la superficie de la tierra.

El Gran Cañón del Colorado durante la prenumbra previa a la salida del sol
El Gran Cañón durante la prenumbra previa a la salida del sol

Seguir leyendo «Un mágico amanecer en el Gran Cañón del Colorado»