Plaza del Palacio Real, Varsovia, Polonia

Fotos de la semana Nº 36, 2013: Varsovia, la ciudad reconstruida

Había leído varios comentarios negativos sobre Varsovia, en general mencionando que la capital polaca no se compara con otras ciudades del país, sobre todo la antigua capital, Cracovia, y que muchos viajeros pasan la menor cantidad de tiempo posible en Varsovia durante sus visitas a Polonia. También leí comentarios positivos sobre toda la historia que se puede palpar en la misma y el hecho de que es una ciudad que ha resurgido de sus cenizas como el fénix. La impresión que me quedó en nuestra reciente visita a Varsovia es esta última: la capital es una ciudad fascinante para todo el que sienta un poco de interés por la historia moderna. Hay recuerdos por todos lados de aquellos años tan duros de la Segunda Guerra Mundial, como las líneas que marcan por dónde discurrían los muros del gueto, los amplios espacios abiertos cerca de la estación central que son producto de la casi total destrucción de la ciudad, los pocos edificios antiguos del gueto que todavía se conservan en la calle Próżna, y los múltiples museos que cubren diversos aspectos de esa época, como el Museo del Alzamiento de Varsovia, el cual visitamos y nos dejó impactados. Además, el caminar por el centro histórico de Varsovia nos dejó fascinados al ver cómo lo han reconstruido de manera impecable. Fue mucho más asombroso cuando vimos más tarde una foto del estado de esa zona de la ciudad al final de la guerra, en la que se veía completamente destruida.

Quedé con ganas de volver (como me suele ocurrir) y visitar más museos de historias de la Segunda Guerra Mundial. Es una época cuya historia me fascina y si bien estos museos entristecen a cualquiera, creo que vale la pena educarnos más sobre los hechos ocurridos durante este gran conflicto bélico.

Si te gustan estas fotos, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

La fortaleza de Malbork al atardecer, Polonia

Fotos de la semana Nº 35, 2013: el gigantesco castillo de Malbork

La verdad no recuerdo cuándo descubrí la existencia del castillo de Malbork. Probablemente estaba buscando información sobre algunos de los castillos europeos más bonitos e interesantes para obtener ideas sobre dónde podría llevar a Natalie, puesto que ella es una gran enamorada de los castillos.  Al ver las fotos, quedé impactado, y mientras más leía sobre el mismo, más ganas tenía de ir a conocerlo.  ¿Cómo resistirse a la estructura de ladrillos más grande del mundo, la cual además fue la sede de la medieval Orden de los Caballeros Teutones?  Debo confesar que siento una fascinación especial por la historia antigua y medieval, y las órdenes religioso-militares me parecen muy interesantes.  De hecho, espero algún día poder visitar el Crac de los Caballeros, una de las fortalezas más importantes de la Orden de Malta.

El problema que presentaba Malbork era cómo llegar.  El aeropuerto más cercano es el de Gdansk, el cual no es precisamente en el que se encuentran los vuelos más baratos.  Así pues, lo más conveniente sería hacer un viaje más o menos largo por Polonia.  Justamente la oportunidad se presentó este año, cuando supe que iría a un torneo en la capital polaca, Varsovia.  Natalie, nuestro pequeño viajante y yo pasamos diez días en Polonia, y aprovechamos para conocer la fortaleza de Marienburg, o castillo de María, el nombre original de este castillo.  Al acercarnos al mismo, su inmensidad se fue haciendo cada vez más evidente.  Luego nuestra impresión fue mayor al enterarnos de que lo que se ve hoy día es solamente el castillo alto y el medio, ya que el castillo bajo quedó destruido y todavía no se ha restaurado.

El interior del castillo es precioso, con ese rojo ladrillo omnipresente que lo llena de vida.  Nos pareció muy llamativo el claustro del castillo alto, puesto que no habíamos conocido todavía un claustro medieval construido con ladrillos.  Y las vistas desde lado opuesto del río Vístula son impresionantes, aunque lamentablemente la lluvia nos acompañó durante toda nuestra visita y no pudimos contemplar un buen atardecer o amanecer con el reflejo del castillo en el río mientras los rayos dorados del sol teñían de naranja los ladrillos del Marienburg.  Justamente eso era lo que más anhelaba admirar en Malbork, y me quedé con las ganas de ello.  Como suelo decir en muchos casos, nos quedó pendiente y es una buena excusa para volver.

Sé que volveré.  Mientras tanto, me quedan estas fotos, para recordar mi visita y también para compartirlas con nuestros lectores.  Si te gustan, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Panorámica nocturna del centro histórico de Toruń, Polonia

Fotos de la semana Nº 34, 2013: la roja Toruń, joya del gótico báltico

En varias ocasiones he mencionado en el blog que una de las mejores herramientas para obtener ideas de adónde viajar es la lista de Patrimonio de la Humanidad preparada por la UNESCO.  Sencillamente, me ha ayudado a descubrir lugares que no son tan turísticos y que vale la pena visitar.  El último caso ocurrió este verano, durante nuestro viaje a Polonia.  Volaríamos a Varsovia y sabía que quería ir a Malbork, pero me pregunté si habría algo en el camino que valiera la pena ver.  En la lista de Patrimonio de la Humanidad de Polonia me encontré con Toruń, una ciudad cuyo centro histórico cuenta con una gran cantidad de edificios medievales de estilo gótico báltico, cuya principal seña de identidad es el gran uso del ladrillo de arcilla, empleado principalmente para evitar el uso de la piedra en regiones donde las canteras eran escasas.  Durante la Segunda Guerra Mundial, Polonia sufrió una gran destrucción de sus ciudades, pero Toruń logró sobrevivir con muy pocos rasguños.  Es por ello que la UNESCO decidió listar su centro histórico como Patrimonio de la Humanidad en 1997.

En nuestra visita, la pasamos muy bien en Toruń.  Es una ciudad cuyas atracciones se encuentran muy cerca unas de otras y se puede explorar fácilmente a pie.  Como no es tan turística, es bastante barata y además en nuestra opinión allí fue donde degustamos la mejor comida de todo nuestro viaje por Polonia.  Sin duda alguna volveríamos.

Sin más que decir, he aquí las fotos de la roja Toruń.  Si te gustan estas fotos, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Caracoles vivos a la venta en la medina de Fez, Marruecos

Fotos de la semana Nº 30, 2013: la mágica medina de Fez

Marruecos es un país que me gusta mucho visitar, por su comida, su gran cantidad de monumentos, y sobre todo, porque su cultura es muy distinta de aquella a la que estoy acostumbrado (la misma razón por la que me encanta visitar Asia).

De los sitios que he visitado en este país, uno de los que más me ha gustado fue Fez, una de las antiguas capitales de Marruecos, y de hecho, la que por más tiempo ostentó este título. Lo que me fascinó de Fez no fueron los colores de sus casas, como en Chauen. Tampoco fueron sus plazas y madrazas, como en Marrakech. Ni lo fueron sus palacios y gigantescos establos reales, como en Mequinez. Muchos menos sus vistas del estrecho de Gibraltar, como en Tánger. No, puede que Fez no sea una ciudad tan fotogénica como otras que he visitado en Marruecos, pero lo compensa con autenticidad. Su medina, el antiguo barrio medieval amurallado, es un gran laberinto formado por una infinidad de estrechas calles y edificios detrás de los cuales uno no tiene idea de qué se puede estar cociendo. Por ello, uno de los oficios lucrativos en esta zona es servir de guía a turistas confundidos que no logran salir de la medina o que tal vez buscan un punto en particular, como el barrio de los curtidores de cuero.

Justamente, uno de los encantos de la medina de Fez es el hecho de que en ella los artesanos realizan su faena agrupados en barrios dedicados a cada oficio, como en la edad media.  Algunos de ellos, utilizando métodos tradicionales, tal y como hacen los curtidores, quienes siguen haciendo su trabajo de forma manual, por ejemplo, poniendo ellos mismos los cueros en los pozos de tintes.  Entrar en la medina de Fez fue para mí como viajar en el tiempo, y eso fue precisamente lo que me fascinó.

Si te gustan estas fotos, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Castillo de Sully-sur-Loire, Francia

Fotos de la semana Nº 29, 2013: castillos del Valle del Loira

No sé si es por las películas de Disney o por los cuentos de mi infancia, pero los castillos siempre me han fascinado. Allá por el año 2001, tuve la oportunidad de visitar algunos de los castillos más emblemáticos del Valle del Loira, incluido el que se ha convertido en mi favorito, el de Chambord. Por aquellas casualidades de la vida, nuestros mejores amigos en Francia viven en Orleans, en el corazón de esta región, por lo que en varios de nuestros viajes he podido volver a estos castillos y conocer alguno no tan famoso, como el de Sully-sur-Loire o el de Azay-le-Rideau. Durante la última de nuestras visitas, iniciamos a nuestro pequeño viajante en el tour de los castillos, llevándolo a conocer Chambord. Por ello decidimos dedicar una galería a estos hermosos edificios que hacen volar la imaginación y pensar en épocas de reyes y opulencia.

Con el pasar del tiempo, he conocido muchos otros castillos, pero los del Valle del Loira siempre tendrán un sitio privilegiado dentro de mi cuaderno de viajes. Cuando nuestro pequeño viajante tenga su propio diario de aventuras, estoy segura que también tendrá una entrada especial para ellos.

Si te gustan estas fotos, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Escudo de agave en una banca de la plaza central de Tequila, México

Fotos de la semana Nº 23, 2013: Tequila, pueblo mágico de Jalisco

Hace poco leí en un artículo que viajar con tus niños no se debe ver como un gasto, sino como una inversión en su educación.  Debo decir que estoy totalmente de acuerdo, pues una de las cosas que me encantan de viajar es que te saca de la ignorancia.  Por ejemplo, de no ser por mi reciente viaje a Guadalajara, México, probablemente seguiría pensando que tequila es simplemente el nombre de un licor, ajeno completamente a que esta bebida toma su nombre del pueblo Tequila, el cual está a unos 65 km de la capital del estado de Jalisco.

No tuve mucho tiempo para disfrutar de Tequila, uno de los denominados Pueblos Mágicos de México, reconocidos por su atractivo turístico.  Solo pude caminar un poco por Tequila, visitar la destilería de José Cuervo, ver varios campos de agave, y dar una vuelta rápida por el sitio arqueológico de Guachimontones.  Parece ser mucho, puesto así, sobre todo habiéndolo hecho en un solo día, pero la verdad es que la región se merece dedicarle mucho más tiempo.  Como suele ser el caso en casi todos mis viajes, quedé con ganas de volver para conocerlo más.  Pero en la galería de esta semana, he puesto fotos solamente del pueblo de Tequila y sus alrededores, sobre todo mostrando el agave y la elaboración de su célebre licor.  Si te gustan estas fotos, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Multitud de terrazas de viñedos en Epesses, Suiza

Fotos de la semana Nº 19, 2013: las terrazas de viñedos de Lavaux

Suelo decir que los viajes a lugares a los que no teníamos pensado ir se convierten a menudo en las mejores experiencias.  Supongo que tiene algo que ver con que no teníamos muchas expectativas del destino y el mismo nos acaba sorprendiendo muy positivamente.

Yo no me había planteado visitar la región suiza de Lavaux, la verdad es que ni siquiera había oído hablar de ella.  Pero el año pasado, Natalie necesitaba realizar un viaje en una aerolínea de StarAlliance para que sus millas de viajera frecuente en United no caducasen.  La mejor oferta que encontramos fueron unos vuelos a Ginebra, Suiza, y buscando qué hacer por allí, descubrí la existencia de las terrazas vitícolas de Lavaux, declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.  ¡Gracias, UNESCO!  La lista de Patrimonio de la Humanidad siempre me ha dado excelentes ideas de viaje.

Tras leer un poco al respecto, me quedó claro que lo más interesante que podíamos hacer en Lavaux era recorrer los senderos que atraviesan los viñedos, a lo que dedicamos un día entero.  Tomamos el tren hasta la estación de Lutry, desde donde iniciamos nuestro recorrido hasta llegar a Saint-Saphorin.  Se trata de una caminata preciosa para realizar especialmente durante el verano, atravesando varios kilómetros de verdes viñedos instalados en las terrazas a orillas del lago Léman, ofreciendo panorámicas de sus aguas y los pueblos fundados a su alrededor, tanto del lado suizo como del francés, y con los nevados Alpes siempre presentes.

Si te gusta el senderismo, esta es una ruta muy pintoresca que te recomiendo, sobre todo si te interesa mantenerte cerca de la civilización.  Pero incluso si lo tuyo es el senderismo de naturaleza, creo que te gustará, pues es una ruta que combina la belleza de lo natural con lo creado por el hombre.

Por último, si te gustan estas fotos, puedes seguirnos en Facebook y/o Twitter, donde publicamos una foto de viajes diaria para inspirarte a conocer el mundo.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

La Merveille, la abadía del Mont-Saint-Michel, Francia

Fotos de la semana Nº 17, 2013: el Mont-Saint-Michel

El año pasado cumplí uno de mis viajes soñados, conocer el Mont-Saint-Michel, una pintoresca isla con una villa medieval amurallada y coronada con una enorme abadía que pone a andar la imaginación de todo el que la ve. No por nada es uno de los monumentos más visitados en Francia, a pesar de estar en una zona alejada de aeropuertos.

Tan impresionante es el Mont-Saint-Michel que fue fuente de inspiración para crear la gran ciudad fortificada de Minas Tirith en las películas del Señor de los Anillos. Así que si eres un fanático de la obra maestra de Tolkien, ya tienes una razón más para dirigirte a la Normandía francesa.

El año pasado, tras nuestra visita, ya publicamos una galería de fotos del Mont-Saint-Michel, pero como ahora estoy reviviendo con fotografías mis viajes favoritos del 2012, he aquí una galería adicional de este espectacular monumento.

Si te interesa encontrar inspiración diaria para viajar, síguenos en Twitter y/o Facebook, donde publicamos una foto diaria de nuestros viajes.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Fresco de la cúpula del Duomo de Florencia, Italia

Fotos de la semana Nº 13, 2013: Florencia, cuna del renacimiento

Florencia es una de esas ciudades que no necesita presentación.  Todo el mundo tiene alguna idea del papel que jugó en el Renacimiento, y le suenan los nombres de los grandes artistas y pensadores que residieron en ella: Miguel Ángel, Leonardo Da Vinci, Rafael, Botticelli, Maquiavelo, Dante Alighieri… La lista es interminable.  Y por supuesto, también se tiene alguna idea de lo bella que es.

Si encima ya has tenido la suerte de conocer Florencia, no es que solamente tengas una idea de todo esto, sino que seguro conoces bien lo hermosa que es esta joya de la Toscana, y probablemente cumpliste con la tradición de frotar el hocico de Il Porcellino (mostrado en esta galería) para volver a la ciudad a la que siempre añoró regresar Dante.  Yo he ido tres veces en mi vida, y no me canso de visitarla.  En cada viaje descubres algo nuevo, y además, la compañía afecta mucho cómo la disfrutes.  En la última ocasión pude ir por primera vez con Natalie y debo decir que es una ciudad excelente para conocer con tu pareja. 🙂

Sé que esta galería te gustará, pues Florencia es preciosa.  Si quieres ver nuestra foto viajera día a día, síguenos en Twitter y/o Facebook y permítenos mostrarte el mundo a través de nuestros ojos.

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]

Iglesia fortificada de Prejmer, Transilvania, Rumanía

Fotos de la semana Nº 12, 2013: iglesias fortificadas de Transilvania

Este año hemos bajado considerablemente la actividad en el blog, debido a los acontecimientos relacionados con la llegada de Víctor Enrique, nuestro pequeño viajante. Como ejemplo, durante más de un año estuvimos publicando fotos de viajes todas las semanas, y este año ya hay varias semanas en que no hemos podido hacerlo.

Las fotos de esta galería las publicamos originalmente en Twitter y Facebook ya hace varias semanas. Son de nuestra visita a Transilvania el año pasado, específicamente de las iglesias fortificadas que visitamos en la región. Como me suele pasar en muchas ocasiones, cuando reservé el vuelo a Bucarest no sabía lo que iba a hacer en este viaje, pero tenía ganas de visitar Transilvania, una región conocida por su gran belleza, instalada en medio de los Cárpatos. Mi amiga, la lista de sitios declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO (ver mi artículo sobre dónde encontrar ideas para viajar) me dio a conocer la existencia de estas llamativas iglesias, las cuales en muchos casos parecen más castillo que iglesia, como sucede con la del pueblo de Biertan. Ya en una entrada anterior escribí un poco sobre nuestro viaje, aunque tengo pendiente dedicarle unos párrafos más a información práctica para los interesados en conocer esta maravillosa región y estas joyas arquitectónicas. Así pues, ahora me limitaré a compartir esta galería de fotos y recordarte que si quieres ver nuestras fotos (casi) diarias para inspirarte a viajar, nos puedes seguir en Twitter y/o Facebook

[twitter-follow screen_name=’perroviajante’]